Congreso Juventudes del MAS

La degeneración del MAS llega a la juventud


Evo Morales inauguró el VI congreso Nacional de Juventudes en la ciudad de Tarija, recomendando  a los jóvenes elegir a los mejores representantes; también  los convocó a  “iniciar la batalla por las redes sociales”, para lograr su reelección y “defender” el “proceso de cambio”, además se refirió a las razones del por qué la juventud debe ser antiimperialista: ”es un sistema de poder sustentado en la ideología de la superioridad política, económica, moral, ideológica y militar y su razón suprema es el camino hegemónico del mundo”. Dicho evento terminó en medio del bochorno y la gasificación policial por las “diferencias” generadas por la elección de la nueva directiva del organismo -pugna y división de poder por la dirección entre dirigentes de occidente y oriente- los jóvenes se agredieron entre sí con puñetes, patadas e insultos, incluso las sillas fueron arrojadas y hasta se escupieron con coca.

El libro de actas o la hoja que quedó como documento (por cierto nada presentable), donde apenas se puede leer: “se eligió como candidato de consenso de los departamentales a Marcos Choque Choque a la cabeza de juventudes”, ¿No hubo ni documentos de las comisiones y de le plenaria?

Desde el  MAS IPSP, Gerardo García vicepresidente  del partido, anuncio que pedirán un informe para analizar la validez de dicho congreso, agregando que  los jóvenes serán nuevamente “adoctrinados ideológicamente” para evitar una situación similar a futuro,  los jóvenes actuaron “hormonalmente” y “sin pensar, lo cual es normal en las personas de esa edad”. ¿Hay qué adoctrinar o formar?

Lo sucedido no sorprende, ya que el MAS IPSP desde sus diferentes espacios ha protagonizado similares acontecimientos, así como ha infiltrado y dividido organizaciones y sindicatos.

Los espacios de debate en el MAS son escasos o nulos, y los espacios juveniles no tienen que ser diferentes, ya que son a lo que el mismo partido los ha educado, así como lo reconoció el mismo Evo al decir que para algunos mayores (la mayoría) es difícil de cambiar la mentalidad colonial y conservadora (podemos también aumentar arribista y divisionista).

Formación, selección y liderazgo juvenil

Ya Evo en el inicio de este congreso limita el papel de la juventud: “elegir a los mejores representantes,  “iniciar la batalla por las redes sociales”, para lograr su reelección y “defender” el “proceso de cambio”.  Reduciendo la formación a profundas reflexiones  y debate para ser la gran alternativa. ¿Reflexiones y debates de qué?

Lo que en los hechos se lee a la  juventud reducida  a simples activistas electorales, que deben trabajar por esto y nada más.

Es necesario destacar que sin una política correcta no hay la menor posibilidad de formación de revolucionarios; el gobierno y el partido del MAS a nombre de orientar, en el marco de la política de colaboración de clases y la degeneración burocrática del partido, han metido a sus juventudes a realizar alianzas y cooptación con la ultraderecha de la Juventud K’ochala, la UJC de Santa Cruz, las bases juveniles ven imposiciones desde arriba, reclutamiento de arribistas, oportunistas “con arrastre” y “discurso”.

La política de formación  y selección de líderes  dentro del gobierno no ha  facilitado  espacios públicos de selección y construcción del activismo  revolucionario, por esto no sorprende los resultados del congreso de Juventudes así como de la misma manera, el hecho de un cambio general  o ausencia de cambio en el liderazgo en el gobierno y partido. La formación política consiste de cursos, talleres de socialización de leyes aprobadas o de  adoctrinamiento sobre el “socialismo comunitario”, o viajes de turismo  donde los problemas reales pierden su importancia  dándole esta atención a idealizaciones pachamamisticos,  vivir bien, agenda 2025, reelección, etc.

El discurso de “izquierda ” que el gobierno quiere transmitir a su juventud doctrinariamente está reducida a antiimperialismo, anticapitalismo, olvidando ya por media década hacer referencia al socialismo como la alternativa a este sistema, que es mas y  mucho más que solo un modo de producción, de explotación y sometimiento donde la juventud no son más que meras mercancías que pueden comprar, usar barato como “ejército de mano de obra barata”, para que luego le produzcan más y mejores ganancias en sus fábricas, empresas y negocios, multiplicando enormemente su inversión. La juventud por lo general sólo va a la universidad, para ser un engranaje en el sistema de producción capitalista para aprender un oficio laboral, para aprender a producir más y mejores ganancias a los capitalistas.

Para mantener adormecido a la juventud, para que no lleven a cabo su papel determinante en derrocar este sistema y olvidar su naturaleza revolucionaria la institucionalidad de la clase dominante: educación, iglesia, moda…etc. redobla esfuerzos   para adormecer su conciencia de clase y mantener en estatus quo.

El hecho de que la juventud pida y reivindique formación política es una expresión sana de una voluntad natural de mayor y efectiva participación.

Como marxistas  no nos conformamos con el análisis de la situación, nos organizamos para intervenir en ella, vinculando las luchas particulares de nuestros colegios, universidad, institutos, ESFMs  a la coyuntura y la perspectiva política general; organizando la batalla común por el socialismo bajo un programa revolucionario en todos los espacios de lucha política.