PRONUNCIAMIENTO DEL PRIMER CONGRESO EXTRAORDINARIO DE LA ORGANIZACIÓN MARCELO QUIROGA SANTA CRUZ


El Golpe esta en marcha, no al sometimiento

Vamos a la Resistencia Popular

 

1.     Los votos no alcanzan, el fascismo ha lanzado su salvaje arremetida justo después de la gran victoria electoral del gobierno y del cambio en el referéndum revocatorio del 10 de agosto.

 

2.     Nuestra revolución sigue en peligro. El intento armado y financiado por el empresariado nacional de desestabilizar el país para sentar la base de un golpe de Estado fracasó por la movilización nacional de todos los sectores organizados, los jóvenes, asalariados, campesinos – indígena y empobrecidos que apuestan al cambio. En el último periodo nuestro pueblo ha demostrado una vez más su capacidad y disponibilidad a la lucha, ha dado prueba de estar aprendiendo las lecciones que la derecha nos impone.

 

3.     Las mesas de dialogo instaladas en Cochabamba avanzan en aspectos técnicos, pero no garantiza el éxito del dialogo, porque las cuestiones de fondo son políticas como: 1) el control de los recursos naturales, 2) el flujo de dinero que generan como el IDH y 3) el control del Estado (con la nueva CPE y Autonomías). En otras palabras la verdadera naturaleza del conflicto que atraviesa el país, es de clase social entre los empresarios ricos y la clase obrera, campesinos, gremiales y todo aquel que vive de su trabajo diario; estas posiciones son irreconciliables. No es posible pactar con esta burguesía nacional golpista, ni esperar de ellos el apoyo necesario al desarrollo económico-social e industrial del país (como bien decía Marx, la lucha que se ha desatado puede acabar solo con la victoria de una clase sobre la otra o la ruina de ambas clases en la contienda).

 

4.     La expulsión del embajador de EEUU en Bolivia y de Venezuela, ha permitido temporalmente desactivar la arremetida del imperialismo en América Latina, justo cuando se iban armando intentos de golpe de Estado. La declaración de la Moneda, el apoyo de los países colindantes de UNASUR y de la Unión Europea, se ha manifestado como un arma de doble filo, porque está condicionado al dialogo, lo que está permitiendo a la derecha ir buscando condiciones sistemáticas e imposiciones a la nueva CPE.

 

5.     La derecha recomienza a levantar cabeza, por ejemplo: el prefecto Costas, afirmaba que su único objetivo era la compatibilización de los Estatutos Autonómicos con la nueva CPE, mientras ahora declara que no firmará ningún acuerdo mientras no sean revisado otros aspectos de la nueva CPE.

 

6.     El proceso de cambio, tiene que prepararse a vivir nuevas y más profundas dificultades, política-social y económicamente. La profunda crisis del capitalismo a nivel internacional empieza a recaer económicamente en nuestro continente. El precio del mineral esta bajando así como el precio de los hidrocarburos. Esta tendencia se va ha profundizar aún más con la crisis de los países desarrollados, porque afectará la producción mundial y la demanda de materias primas. Mientras tanto sigue el saboteo económico de la burguesía nacional hambreadora, que hace de Bolivia el tercer país del mundo con la más alta subida de los precios.

Por tanto resuelve:

1.      Consideramos que el dialogo actualmente vigente, de ninguna manera podrá realmente pacificar el país: aunque se llegue a un acuerdo que solucione temporalmente el tema del IDH y encuentre una forma de compatibilizar Autonomía de las logias con la nueva CPE, la lucha que se ha desatado estallará nuevamente alrededor de los grandes temas de fondo como la tenencia de la tierra, el control del Estado y finalmente el rumbo del proceso de cambio;

 

2.      Consideramos que el gobierno está en un estrecho callejón determinado por las presiones internacionales hacia el dialogo y que solo la intervención activa, organizada y consciente de los sectores sociales movilizados puede permitir avances concretos;

 

3.      Reiteramos nuestro llamado a la movilización nacional y a la necesidad que todas las organizaciones sociales se declaren en estado permanente de emergencia,¡ Para que la fuerza del pueblo sea la fuerza del cambio! El gobierno debe apoyar las movilizaciones, en los tiempos del dialogo y no permitir que la derecha lo utilice como instrumento para sembrar confusión. Una vez cumplido el tiempo que se les dio a los prefectos para que firmen, acabado este tiempo se tiene que hacer valer la voluntad del pueblo;

 

4.      Asumimos como nuestra la alianza y el documento suscrito por la COB y el CONALCAM, ratificado en ampliado por las Centrales Obreras Departamentales como Oruro y Potosí, particularmente en su punto QUINTO: donde se afirma la necesidad de “tomar y revertir los latifundios improductivos (de la burguesía nacional) así como sus  fuentes de producción (fabricas) los cuales especulan con el hambre del pueblo”. Esta es la única manera de desarmar definitivamente la derecha nacional;

 

5.      Reiteramos que solo la profundización hacia el socialismo garantiza la vigencia y el éxito del proceso de  cambio, y por esto consideramos necesario promover ahora la más amplia participación popular organizada, a través de cabildos, asambleas populares, comités de defensa del cambio.

 

Santa Cruz, Sábado 27 de Septiembre de 2008